Viajes en familia: Campings al sur de Francia

Cuándo os he preguntado por mis redes sociales recomendaciones para viajary descubrir campings nuevos, varias siempre me recomendáis ir al sur de francia, pero me daba reticencia, por el paso de frontera y porque no hablo ni una palabra de francés, total, que siempre nos habiamos quedado por Catalunya. Así que cuando surgió la oportunidad de probar Le Bois Fleuri unos días, no lo dudamos. Era también en San Juan, días que con lo mal que lo pasa el perro en Barcelona por culpa de los petardos siempre intentamos buscar lugares donde vaya a estar bien y sin ruidos.

Un camping en Francia a poca distancia de Barcelona

Una de las cosas buenas que tiene es la cercanía, teniendo una peque que se marea en el coche nos movemos siempre a una distancia prudencial y con buenas carreteras, y desde la capital se llega al camping en poco más de dos horas, todo el trayecto menos un ultimo trozo por autopista, muy fácil, cómodo y directo.

146Km, y el trozo de frontera que yo me había montado mis películas de que hay controles, tan solo fue cruzar sin ni tan solo aminorar la marcha, vamos que yo por si acaso iba con mi libro de familia, y el libro de vacunas al día del perro, pero no hace falta nada más

El verano español es temporada más barata en Francia

Otro puntazo es la diferencia de temporadas, por ejemplo el fin de semana de San Juan es laborable para ellos, igual que las semanas de septiembre que aquí aun no ha empezado el colegio. En fecha que aquí es festivo (06/04 al 29/06 y 31/08 al 07/10) tienen descuentos especiales, y realmente allí estás rodeado de españoles. Estamos hablando de que el chalet para cuatro personas sale a menos de 30 euros por día, vamos un chollazo para pasar toda una semana a un precio de risa.

Os dejo un enlace directo de las tarifas aquí.

Bois Le Fleuri, un lugar espectacular

El Camping 5 estrellas Bois Le Fleuri es un emplazamiento espectacular, lo primero que nos llamó la atención es la maravillosa piscina, una para bebés con sus toboganes y todo, otra que no cubre para niños y familias y una tercera ya para disfrutar nadando (si tenéis la suerte de ir sin una bebé pegada a la teta). Eso si, el horario francés de piscinas es un poco diferente al español y tenéis que saber que a las 19h ese momento espectácular en verano que hace calorcillo pero que no te achicharras al sol, la piscina cierra porque empiezan a servir las cenas.

Los alojamientos son siempre tipo bungalow, todo y llamarse camping no tienen zona de tiendas de acampada propiamente dicha. Las casitas, con capacidad de 2 a 8 personas disponen de todas las comodidades. Con aire acondicionado, cocina y baños, totalmente equipadas (en su web podéis ver un inventario de lo que traen), con alojamientos especiales para movilidad reducida (con acceso de rampas y sin escaleras interiores) y por si os falta algo o necesitáis productos de primera necesidad, juguetes de piscina o comida, su supermercado completísimo abre todos los días y está alli mismo al lado de recepción.

Además de la piscina, el camping cuenta con pistas de tenis y paddle, una zona de parque infantil, una “mini club” donde los monitores  se quedan con las criaturas, un gimnasio al aire libre, y zonas abiertas y preciosas para pasear con el perro o salir a correr.

Hay un calendario de actividades con animaciones tanto de día como de noche, tienen servicios especiales como canguros personales que mandar a tu bungalow, y disponen de bar, de restaurante, heladería, y de una pizzería.

Nuestras recomendaciones para ir de camping a Francia

Sin duda ir a finales de junio o la primera semana de septiembre, está más vació y es muchísimo más barato, pensad que una semana en septiembre puede no llegar a los 200 euros, la semana entera. Llevad la comida, pero podéis aprovechar la media pensión para despreocuparos de cocinar aunque sea una vez al día (y de recoger/limpiar).

En Le Bois Fleuri la media pensión cuesta sobre los 20 euros por persona y día, los adultos, con bebidas incluídas, y bastante variedad. Las criaturas, hasta 11 años, no pagan comidas!

Llevad juguetes de exterior. Pelota, raquetas, patinete, bici, vais a pasar mucho tiempo fuera, al fresquito de la terraza o comiendo en el jardín, con una manta de picnic en el suelo y juguetes de arena la peque se pasaba los ratos, y las burbujas o las cosas para pintar son otro clásico que nunca falla.

¿Queréis ver más opiniones sobre el camping? No os perdáis los post de Noe, Sara, Lou,  Pilar, Lucía, Maria José, Pau o Cristina.

¡Nosotras sin duda vamos a volver!

 

Un +1 o un compartido nos ayuda a seguir escribiendo :)

Deja un comentario